A instancias del gobernador Sergio Ziliotto, el Comité de Crisis se reunió con representantes gremiales que nuclean a los trabajadores de los tres poderes del Estado para informar sobre el régimen de licencias especiales instrumentado en función de a la pandemia de coronavirus.

El encuentro se concretó ayer, en horas de la mañana, y participaron el vicegobernador y presidente de la Cámara de Diputados, Mariano Fernández; el presidente del Superior Tribunal de Justicia, José Sappa, además de ministros y secretarios del Poder Ejecutivo.

«Todos los pampeanos tenemos que estar abocados a mantener el período de contención», enfatizó Ziliotto en el marco de la reunión con los dirigentes sindicales. Además, aclaró que el régimen de licencias establecido para grupos de riesgo en La Pampa «no es optativo, porque resulta imperioso establecer los mecanismos que permitan preservar el estatus sanitario que hoy presenta la provincia donde a la fecha no hay casos confirmados de la enfermedad».

Por otro lado, desde Provincia indicaron que la Máxima Alerta Sanitaria dispuesta en La Pampa para acompañar las acciones nacionales tendientes a minimizar los efectos de la pandemia incluyen, a partir de ayer, un régimen de licencias especiales al que podrán acogerse los trabajadores estatales de cualquiera de los tres poderes del Estado.

Es en ese marco que se firmó el decreto 555/20, donde el Gobierno provincial adhiere en su artículo primero a la resolución del Ministerio de Educación de la Nación por el que se dispuso la suspensión del dictado de clases en todas sus modalidades por catorce días.

Además, determina que «el personal docente, no docente y directivos de establecimientos educativos deberán concurrir a los establecimientos para mantener y garantizar las actividades administrativas necesarias, la coordinación de los servicios sociales y las actividades pedagógicas que se programen para el período de excepcionalidad».

Licencias especiales.

En el marco de la Máxima Alerta Sanitaria, Provincia dispuso de un régimen de Licencia Excepcional Obligatoria a todo el personal de la administración pública, entes autárquicos y descentralizados, que se encuentre comprendido en alguno de los grupos de riesgo y poblaciones vulnerables, quienes no asistirán a sus puestos de trabajo por el término de quince días corridos a parir de la entrada en vigencia del decreto 555/20.

«Esta comprendidos los mayores de 60 años, embarazadas en cualquier trimestre y grupos de riesgo, entre los que se encuentran quienes prestan enfermedades respiratorias; cardíacas; inmunodeficiencias congénitas o adquiridas; pacientes oncohematológicos y trasplantados; además de diabéticos, personas con insuficiencia renal crónica, enfermedades neuromusculares con compromiso respiratorio y quienes presenten enfermedades sistémicas del tejido conjuntivo», precisaron.

Encuentros.

Al igual que con los representantes gremiales, desde Provincia anunciaron que se avanzará con encuentros similares con referentes de Salud Pública y Educación. Con ellos evaluarán no solo lo dictaminado a nivel nacional, sino también las estrategias que se seguirán aplicando los recursos provinciales. En esta línea el Comité de Crisis avanzó en la toma de decisiones que ameritaron la atención como desprendimiento de lo dispuesto ayer a nivel nacional.

El titular de la Secretaría de Trabajo y Promoción del Empleo, Marcelo Pedehontaá, amplió que hoy, por decisión del gobernador Sergio Ziliotto, «se reunirán los referentes de Salud con representantes de los trabajadores del sector que momentáneamente quedaron afuera del asueto por cuestiones obvias. Considero que ha sido muy atinado por parte del gobernador el haber generado este cónclave, donde sí se hablará de las condiciones laborales de los trabajadores que son la cara misma de la situación de crisis».

Ampliación de definición.

Por otro lado, desde el Ministerio de Salud se reiteró los casos en que las personas son consideradas como «casos sospechosos». El concepto comprende a quienes presenten fiebre y uno o más síntomas respiratorios (tos, dificultad respiratoria, odinofagia) sin otra etiología que explique completamente la presentación clínica. También a quienes en los últimos 14 días hayan estado en contacto con casos confirmados o probables por laboratorio de Covid-19.

Del mismo modo a quienes tengan un historial de viaje o que haya estado en zonas con transmisión local de SARS CoV-2 entre ellos China, Corea del Sur, Japón, Irán, Europa, Estados Unidos y, desde ayer, Chile y Brasil.

También se incluirá a todo paciente con enfermedad respiratoria aguda grave que requiera asistencia respiratoria mecánica debido a su cuadro respiratorio y sin otra etiología que explique el cuadro clínico.

Argentina sumó nueve casos

Otros nueve casos de pacientes con coronavirus se confirmaron ayer en Argentina y ya suman 65 los infectados, con dos fallecidos, informó el Ministerio de Salud de la Nación. En ese sentido, cinco son pacientes de la Capital Federal, tres de Chaco y uno de la provincia de Buenos Aires.

En tanto, hasta el lunes hay más de 176 mil pacientes enfermos con el COVID-19 en más de 150 países del mundo, la mayoría (poco más de 81.000) en China, donde se han registrado 3.217 muertes por esta causa. La cifra de decesos en todo el mundo supera los 5.000 y la de los recuperados, los 65.000.

Luego, aparece Italia, que supera los 27.000 contagios y es el país con más casos y más muertes después de China, con 1.809; Irán, con más de 13.000 casos confirmados y 724 muertes; España con 9.191 contagios y 340 muertos; y Corea del Sur con más de 8.100 diagnosticados y 75 muertes.

«Al momento, en Argentina la mayoría de los casos son importados y se detecta transmisión local en contactos estrechos, sin evidencia de transmisión comunitaria. El país continúa en fase de contención», precisó la cartera de Salud que encabeza Ginés González García.

El Ministerio explicó que «de los nueve casos, ocho corresponden a personas con antecedente de viaje a zona de riesgo, mientras que el restante se trata de un profesional de la salud de Chaco que trabaja en un establecimiento donde se atendieron casos confirmados».

«El total de casos confirmados en Argentina es de 65, de los cuales dos fallecieron (Capital Federal y Chaco). Los pacientes se encuentran cumpliendo el aislamiento establecido por las autoridades sanitarias».

Cuarentena.

El Poder Ejecutivo decidió ayer ampliar la lista de zonas de riesgo por circulación de coronavirus e incluir a Brasil y Chile, por lo que quienes hayan estado en esos países deberán permanecer en cuarentena.

Según se publicó en la página oficial del Gobierno argentino el lunes por la tarde, ahora los dos estados vecinos se suman a China, Corea del Sur, Japón, Irán, todos los países de Europa y Estados Unidos.

De esta forma, en el marco de la emergencia sanitaria por la pandemia, los viajeros que hayan regresado de Brasil y Chile deberán cumplir la cuarentena obligatoria de 14 días que estableció el Gobierno. Además, se suspenderán los vuelos a esos destinos, como sucedió con el resto de los países de la lista de riesgo. (NA)

El show no debe continuar

La Superliga y el resto de las categorías del fútbol argentino quedarán suspendidas hasta el 31 de marzo próximo por la pandemia de coronavirus, tras un consenso logrado ayer por los diversos actores involucrados.

Los partidos Lanús-Argentinos y Rosario Central-Colón de Santa Fe completaron anoche (ver aparte) la primera fecha de la Copa de la Superliga y desde hoy ya no habrá actividad por la emergencia sanitaria que rige en el país.

«Mañana (por hoy) se va a resolver esta situación», prometió el titular de Futbolistas Argentinos Agremiados (FAA), Sergio Marchi, cuando ingresaba a la sede del gremio luego de reunirse con autoridades del gobierno nacional.

Horas antes, el propio dirigente sindical había admitido la posibilidad de la suspensión al adelantar que se respetaría «la decisión de los jugadores», en su totalidad de acuerdo con no prestar servicio para no exponer su salud.

El miércoles se perfilaba como el día clave para la decisión a partir de reuniones previstas en la sede de la Superliga, de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) y de FAA, pero la presión de distintos sectores hizo precipitar una suspensión que ya está tomada y se comunicará, probablemente, hoy a primera hora.

El presidente Alberto Fernández había admitido el domingo que el fútbol con presencia de hinchas no era posible en la actual coyuntura, pero había dejado abierta la opción de que continuara a puertas cerradas y con televisación libre.

Pero la chance de continuar con el fútbol en Argentina, a contramano de lo que se decidió en las principales ligas del mundo, comenzó a desvanecerse con el envío de una carta del presidente de la FIFA, Gianni Infantino, a todas sus federaciones miembro.

El mensaje, destinado a los «queridos amigos del fútbol», exhortaba «hacer todo lo posible por proteger a los aficionados, jugadores, entrenadores y el resto de las personas que forman parte de nuestro deporte».

La dirigencia del fútbol argentino se sintió interpelada por esa misiva y, pese a que algunos miembros eran partidarios a sostener la actividad para no sufrir perjuicios económicos, finalmente aceptó la suspensión.

En La Pampa.

En el territorio pampeano, tanto la Liga Cultural como la Pampeana comunicaron ayer que se mantendrá la suspensión de todas las actividades, tal cual había ocurrido el pasado fin de semana, en el que ya no hubo fútbol en nuestra provincia.

Los únicos equipos pampeanos que habían tenido actividad habían sido los que juegan el Federal A (Ferro de Pico) y el Regional (Racing Club y Costa Brava), pero esos torneos también fueron suspendidos al menos hasta el 31 de marzo, como el resto de los campeonatos de todo el país.

La Liga Cultural, además, sugirió a los clubes afiliados a postergar todas sus actividades. En tanto, a fin de mes evaluarán los pasos a seguir, atendiendo a las recomendaciones de las autoridades provinciales y nacionales.

Anuncios